Categories
Artículos

Las Causas del Cambio Climático (I)

Según los científicos, la tendencia al calentamiento global desde mediados del siglo XX se debe a la extensión humana del efecto invernadero que se produce cuando la atmósfera atrapa el calor que se irradia desde la Tierra hacia el espacio.

Ciertos gases en la atmósfera bloquean el calor y no permiten que escape. A los gases de larga vida que se quedan en la atmósfera y no responden a los cambios de temperatura se les llaman ‘forzantes’ del cambio climático y a los que responden a los cambios de temperatura les llaman ‘retroalimentadores’.

Los gases que contribuyen al efecto invernadero son:

Vapor de agua.- Es el gas más abundante y actúa como retroalimentador del clima.

Dióxido de carbono .- Se libera de procesos naturales, como la respiración y las erupciones volcánicas, así como mediante actividades humanas como la deforestación, el cambio en el uso de los suelos y la quema de combustibles fósiles. Es el gas de más larga duración y el causante más importante del cambio climático.

Metano .- Es un gas producido por fuentes naturales y por la actividad humana, como la agricultura, la digestión de rumiantes, etc. Es más activo que el Dióxido de Carbono pero menos abundante.

Òxido Nitroso.- Se produce por las prácticas vinculadas con el cultivo del suelo, el uso de fertilizantes, la quema de combustibles fósiles, la producción de ácido nítrico y la quema de biomasa.

Clorofluorocarbonos (CFC).- Son de origen industrial y aunque están muy regulados son muy peligrosos. Las actividades humanas están cambiando el invernadero natural ya que al quemar carbón y petróleo se forma el dióxido de carbono. También la desforestación para propósitos agrícolas, industriales y otras actividades humanas ha subido mucho la concentración de gases de efecto invernadero.